Penúltimo fin de semana de caza

Toda la semana dando vueltas con los dichosos jabalíes, y poco tiempo para rastrear, tampoco estuvo muy bueno debido a las ligeras nieves. El Jueves me avisaron para la tercera batida del año en tierras Altoaragonesas, y me costó arrancar porque sabía que el Sábado se cazaría el monte que da nombre a la cuadrilla y a este blog. Monte que me encanta por pasar grandes ratos a sus faldas haciendo leña, huerteando o buscando a las dichosas yeguas.  Me daba pena perderme ese día, pero el compromiso es el compromiso, ir a cazar con todo hecho de vez en cuando me da tiempo para desconectar y disfrutar de otra manera. Una inoportuna reunión de ayuntamiento el Sábado a las siete y media me cortó con el número de perros, así que eche cinco y para abajo. Café y bollo y cuatro risas y al sorteo, arrancaron y nosotros a la rutina, fuimos a la ya mítica pajera y allí almorzamos los perreros y preparamos todo. Como viejo conocedor del resake, me mandaron a la misma zona de siempre, así que contentos montamos el cuñado y yo los cinco perros de cada uno en el carro y para allí.

Son batidas que cuesta colocar y a eso de las once, soltábamos, y fueron seis horas  de resake sin parar, hacia arriba, moviendo jabalíes, jurando, soltándole a uno dos tiros de rabia cuando se iba hacia atrás, moviendo mucho bicho, y disfrutando de un buen ambiente de amistad en un día espectacular, fresco y sano para cazar. Mucho tiro, mucho fallo y tambien mucho acierto. Contento porque Sergio, mi otros cuñado en la batida, volvió a encontrarse con el camino de la puntería y pilló uno, al igual que Oskar, el zokete de Ituren, que también tumbó uno, Raul se hizo con dos, y el zokete de mi primo, jefillo por estas tierras se comió dos, que le hizo estar bien tranquilo, agachó las patillas para toda la tarde.

TRas apañar los bichos y sin comida- merienda en la hoguera con mejores vistas del mundo, nos tuvimos que ir pitando ya que los perros daban a seis kilómetros en una pista, buena oportunidad de cogerlos. Así nos despedimos de estos compis hasta el año que viene si todo va bien, ya con ganas. Buen día y buenísima batida. Un placer que cuenten con un servidor.

Mientras en Olagaña, el día fué bueno aunque la suerte no acompañó, en un día con un montón de Txarles fallando por ahí, en Aranzudoia un invitado mató uno, y falló otro, (no me atrevo a decirle zokete, porque no se si es muy grande). Y varios suidos se escaparon sin tirar, al parecer no querían ir hacia adelante. De segundo, sin miedo, como debe ser, Betatugaina, en corto, que es bien largo, ya que el largo es muy largo, aunque forma demoledora de cazarlo, que afila todos los sentidos cinegéticos.

El Domingo también pude escaparme, y he de volver a decir, que no se porque es, pero cada día voy más feliz a cazar, me levanté y tras hacer algun deber por casa me fuí a por los perros más feliz que una perdiz. Nos juntamos sólo diez punterías y cinco resakadores, pero las ganas salían por todos los lados, sorteo y rapidamente ya estábamos para la sierra.

Subiendo por la pista nueva, en coche,  recordaba, como una vez subí con mi aita desde la ermita hasta Brácola,andando,  con el Klai y el Ori atados andando, por unos montes desconocidos para mi, allí pase por primera vez por la Borda Torrea, Paskual etc, y creo que me enamoré de Brákola, divisorio perfecto de estas tierras, entramos resakando por debajo de la peña, calculo que hará unos 25 años, y a día de hoy con el que iba cada día que salgo a cazar puede llegar a llamarme cinco veces. Por supuesto la última para que le cuente con pelos y señales. Creo que esta pedrada me la ajusta todavía más la genética. Eran días de otro tipo de caza, pero creo que la ilusión por matar un jabalí bien matado sigue siendo la misma, a la vista de las caras de felicidad de ayer.

En el primer resake, se movieron varios jabalíes, y Txarles, PIM PAM PUM , tiró a dos fallando ambos. Los perros cazaron muchísimo, y bien, pero no es fácil cazar estos montes con diez punteros. Se movieron, se les tiró y se cambiaron de sitio, como decía alguno. Le segundo resake lo dimos en el carasol de Juangorri, y ahí hubo un cincuenta por ciento más de suerte. Cuatro a resakar y diez al punto, yo solté un poco mas adelantado, en Ataiu, y los jabalíes estaban un poco más atrás, allí para el minuto cero Raul y Mikel movieron uno que Xalba mató en la ezpuendas de Arana, alegría y grande.

Enseguida movió Ramón otro, y tras dar alguna vuelta se fue a las saleras haciendonos la burla, justo al almorzar decían que por uno de los dos pasos no pasaban ya nunca. Esta mañana pasó un buen barrako, Patxi le tiró un tiro, pero no hubo suerte. Con calor, demasiado para Febrero se fueron para casa, y yo a buscar el ganado. Mientras charlé con uno de los vecinos un buen rato, sobre vecinos, caza etc, fué una conversación muy esclarecedora, estuve agusto.

Agusto también estaban Duke y Beltza tumbados encima de una peña, y cuando quisieron, salieron para abajo. Faltaba Txato, que lo recogí en Vidangoz, rajado en la pata, y con un buen batán, tumbado y endolorido estaba. Txato es el que está(ba) en venta, que ahora mismo me da pena, y creo que aunque me haga jurar en hebreo, porque no me da lo que esperaba de él, se quedará en casa, valiente y cazador, ¿que es lo que quiero?, ¿que es lo que queremos de los perros de caza?..

Esto desgraciadamente se acaba señores y señoras…

 

 

A esperar

Casi esta la entrada de esta semana queridos lectores, pero el master anda muy liado y las meigas me tienen que inspirar para contar lo que se siente tras disfrutar de un gran Domingo de caza.

13 y 14 de Febrero

Sin duda alguna y pese a que llovía lo que llovía, ninguno de nosotros perdió la ilusión por cazar el Sábado, aunque los espanta segurolas del tiempo aseguraban que el día iba a ser catastrófico e incluso podría nevar…!fíjese usted que cosa mas rara en Febrero y por estas tierras!.., desconozco si activaron la decimonovena alarma naranja del mes.

La cosa que pese a que calló lo que no estaba escrito, a las seis y media me levanté, y estaba raso, !sorpresa!, pero para mi el día de caza ya estaba terminado sin empezar debido a los viruses que afectaron a la familia, así que de niñero y al Whatsapp a esperar noticias, !que coñazo de tío dirán!, pero bueno, que me acepten así y sino que les den ¿no?, todos tenemos que aguantar mucho ¿verdad?.

Decidieron ir a Semberoiz en busca de los jabalíes que andan por la sierra y ya que seguramente, en previsión de nieve ya no se pueda cazar más allí arriba, y la sorpresa fue que al llegar al campo allí pastaban placidamente tres ciervetes, y los primeros que llegaron se apañaron para echarles dos tiros, bueno se apaño el Bili, porque Sergio entre amunicionar y tal, con una rapidez precaria no se apañó a tirarles. Un ciervete fué tocado y entró al resake que iban a dar, y poco después los perros lo marcaron y Paletilla en tres o cuatro tiempos ya lo remató. Bueno, por lo menos se cobró.

Se movieron un par de jabalíes y se colaron por un punto donde nadie había, en un claro fallo ya que ese se debía de haber cubierto según acordaron, reflexión, aunque habiendo treinta puntos vacíos, quien se fué al de al lado lo hizo pensando sería mejor, tampoco se acaba el mundo.

La historia que entre sacar el bichejo y un funeral al que iban a acudir bastantes, no se dió un segundo resake.

wp-1455368076576.jpeg wp-1455571934094.jpeg

wp-1455571965184.jpeg

Tocó tirar de soga

wp-1455368062414.jpeg wp-1455571909812.jpeg

El Domingo más de lo mismo, Sábado de diluvio y ventana para la mañana, así que como la enfermedad también había mejorado en casa, brinco de la cama, y con más ilusión que un tonto me cargo siete perricos, aún sabiendo que tengo comida familiar.

Vamos al carasol de Juan, ya que ví el Sábado por la tarde mientras rastreaba lo irrastreable debido al diluvio unos rastro frescos, y convencido estaba de que seguirían en ese carasol, a la vista de los rastros de la otra semana.

wp-1455571983663.jpeg

rastreando el Sábado bajo el diluvio

wp-1455572011051.jpeg

Dos resakadores para doce punteros está claro que es poco, así que primero suelto cuatro y luego otros tres perros, Salen con los de Txatarras con un corzo, y tras mirar todo el carasol con los otros tres, bien mirado, levantan otro corzo desesperados por correr, Morea lo falla, tal y como hizo Pakete con el otro. Terminar y arrancar a llover fue todo uno, así que para casa nos marchamos.

Estos días así, poco más se puede hacer, las boiras agarradas a morir en los montes y agua a tutiplén, no son días de lucirse los perros, son días de trabajo y miseria, llegarán días mejores, y sino, ! que nos quiten lo bailao !. Ahora nieva, pero no parece ser mucho, aunque aquí cuando no avisa el asustasegurolas, cae unos paquetes buenos.

Mientras ya sólo nos quedan dos fines de semana de caza, y cambiaremos las armas por las motosierras, con varios resakes a preparar y mugas a aclarar. La cosa no parar, ya huele a txula, a serrín y a gasolina, buena mezcla, parte de la caza también.

Encuentros Club de Caza

Tal y como comente en su dia, alli en la otonada, estos encuentros a los que asisti por primera vez este ano son una muy buena forma de conocer nuevos montes, perros, cazadores y sabores.
La verdad es que me quedo un muy buen sabor de boca y pese a las invitaciones de volver a cazar
alguna otra vez este ano con el nucleo duro de estos encuentros, no ha podido ser, pero sin duda en mi mente esta el volver y a poder ser, con mis amigos de cuatro patas, si vienen de dos mejor.
Para los que sois un poco buitres como el que escribe, el buen guiso y caldo de Baco  esta garantizado, porque ir a pasar hambre o sed no mola.
Aqui os dejo el video de este ano, made in Felix. Pedazo artista.

https://youtu.be/0srZYHHQonM

 

Pasar un rato viendolo. A ver si alguno se anima otro año, merece la pena.

6 y 7 de Febrero- El día de Precario

Las semanas y los días van pasando poco a poco, y la temporada va tocando su fin, este año, pocos días hemos perdido, y el Sábado tampoco iba a ser un día perdido. Tocaba cazar Beotegía, y para ello juntamos un buen número de perros y perreros así como de punterías. Inmensa ladera y bastante rastro los días anteriores hacía pensar que habría diversión, como la hubo.
Al estar cerca para las 8:45 soltábamos los perros y enseguida ya estaban cazando, por todos los lados, yo desde la atalaya donde solté los oía perfectamente como iban y venían, aunque el aire que movió pronto por la mañana se alió con los jabalíes, ya que no querían entrar al gas y se volvían. A la hora y pico de estar dándole, Aitor Abentin dice que ha matado uno, este giputxi es buenillo y todo. Mientras Igor el farandulero se atasca entre las ramas y jura como un hebreo se van sucediendo los fallos a jabalí, grandes punteros, rosqueando como los malos, Peli, rosquea y busca escusa a la puntería que limpiamos Imanol y el que escribe el pasado Viernes, Xalba dice que largo, Julen que no se qué, y que no se cuantos, Morea no dice, porque no tiene walki, pero luego me comenta que se lo ha comido con patatas, Iriarte padre rosquea en un jabalí que Jabi mientras pensaba en el amor no lo vió.

En fin un resaque precario y que eleva al máximo el concepto de zoquetismo, y de no merecedores de los resaqueadores que tiene vuestra cuadrilla. Ellos pensarán con razón lo contrario.

Claro estaba que todo esto tenía que tener una explicación ilógica, y esta fué que en el segundo resake, Giblegía, aparte de que Ismael de Lasarte matase uno en la pista (Me alegré mucho y esperemos que se pique más) , Gautxori, El Hippy, el envenena Whatsapp y colaborador en este blog, retomó el camino de su precaria puntería, matando precariamente un jabalí en el punto que el mismo definió como Precario (de donde habrá sacado esa palabra…), a la vez que el jabalí expiraba tras haberlo rematado Jabi, las campanas del valle empezaron a repikar, y la gente salió a las calles, mientras las ranas alegres cantaban encima de los pinos. Fué un momento contra natura, precario, duro para la naturaleza y feliz para los hijos del matador y sus compañeros de caza, y eso que el mozé por aquello de la compostura se mostró más feliz que una perdiz.

Y así terminó un bonito día de caza, en buena compañia, como dice Narzilaso…

Y el Domingo, mientras yo dormisqueaba mi resaca carnavalera, ligera por la premura en la retirada, cazaron Juan Ramón en un día bastante txungo, el otra hora gran dador de alegrías no colaboró ya que no se movieron cutos. Una pena. Y mientras los de Samsung no me arreglen el parato este blog no va a mejorar… paciencia.

img-20160206-wa0022.jpg

img-20160206-wa0021.jpg

img-20160206-wa0020.jpg

img-20160205-wa0008.jpg

Por cierto, y por si alguien le interesa definitivamente voy a vender a Txato, mi pachón, es un perro que lo traje para que cazase no más de un cuarto de hora, pero tras las batallas que ha tenido y una buena cantidad de cutos abatidos, creo que está muy muy picado. Para ello, para que se vaya tres horas por detrás de los jabalíes tengo los niverneses, por ello aprovecho estas líneas para ofertarlo, a prueba por supuesto, con fianza, por supuesto también, y sin querer gilipolleces ni tontadas de el último ´dia de caza lo devuelvo porque no ladra mucho, como le pasó a un buen amigo que le devolvieron el perro porque no seguía al rastro de tres días… El perro caza, y tal como vino desde Zamora, porque se iba tras los jabalíes, ahora lo quito por que se alarga demasiado, y no hay posibilidad de regateo, ya que sino me lo quedaré tan gustosamente. Un perro con tanto coraje y nariz no se quitan porque sí. Tlfn: 626831893

wp-1455035957277.jpeg

wp-1455035739317.jpeg

Ultimo fin de semana de Enero

Excava el pozo antes de que tengas sed.. Proverbio chino. No hay mas que decir.

Y con lo cual nos fuimos para Legaz, veinte punterias y cuatro resakiadorachos, y unas ganas terribles de tumbar un par de cutos, por razones obvias.

Avisan de que en Olbidea hay mucho rastro de esa noche y esto enciende los animos. Soltamos Imanol, Borja, Mikel, Alberto y yo.

Pronto levantan los perros y sale algun que otro corzo, alguno cae y otros se escapan. Entonces Gregorio anima el rollo al decir que ha visto dos que iban cara al resake. Al rato Peli avisa que le van a Morea y este no tira. El hombre no ouede tirarles porque no le salen. Se cuelan por una cola de pinos ya cerrada.
En el momento en que se plantean dudas Mikel levanta e Isma lo seca en el pino. Esto nos da una alegria gorda y mas todavia al oir un pedazo mas arriba a Zar marcando a parado, por lo que voy hacia arriba como un tiro y lo rodeo, entonces se levanta y se tira hacia Mikel que no lo coge,  y cuando pensabamos que se iba a colar hacia atras sigue hacia el ollo Galtze donde David lo mata en un tiro imperdonable.
Con esta percha nos retiramos en un dia extrano, pero sabiendo que se hicieron las cosas como se debia, demostrando porque esta cuadrilla fundada hace ya unos anos funciona a todos los niveles. Alguno decia que aquello valia mas que coger veinte de aquellos modos. Yo tambien senti lo mismo.

image

image

image

image

image

Por todo lo ocurrido y un poco desgastado el Domingo me dedique a la familia, a descansar y cargar pilas para el proximo dia. Un buen dia.
El DOmingo se hizo Auria y no se consiguio encontrarlos pese a que se ve rastro.
Sin duda, Febrero pinta bien, esperemos que no nieve y por esta otra razon TAMBIEN NOS IMPIDAN cazar. Aunque quizas sea mejor que nevase sino el pastode hays que se presume caera en saco roto fruto del hielo, seria una pena.

23 y 24 de Enero

Y aquí estamos otra vez, delante del ordenador, y tras haber pasado un fin de semana de caza. Esta tarde leía unos wasaps sobre lo que un amigo le decía a Ernesto, que al parecer estuvo el primero en una cacería, cuando oigo cacería me viene a la mente esta canción de mi juventud, DCD la canta, un poco punki, pero bueno os la dejo:

Y es que a mi esa palabra ya me da la sensación de pijerío y gatilleros encerrados en un alambre de 1kilometro por otro, y se me ponen unas terribles ganas de descojonarme cuando dicen que eso es cazar. Para mi eso es como coger las ovejas de mi cuñado o las vacas de mi vecino, el gran Arthur, y hacer la masacre del siglo, y después sacarme fotos mientras sonrío con mi cigarro, con una cara de satisfacción y el saborico del Gin-Tonic todavía en el morro dandome vueltas.

La cacería del colega este tuvo como resultado textualmente ” 109 guarros abatidos, 29 ciervas, y tres venados, en el “campo”, sin sacar, 12 guarros y 3 ciervas. Lo de la palabra “campo”, no es que apeste a urbanita sino que ya es el paso siguiente… Esto ya ni lo comento, ¿para qué?.

La cosa es que también pienso que cada vez me estoy volviendo mas pureta en esto de la caza, y mas radical con esto de la no caza. Cada día que pasa, me vuelvo más exigente conmigo mismo y la formas en la caza, y ya no te cuento con los perros, exigiendo cualidades que no se sin son exigibles a ciertos perros. No se, este incorformismo y acidez crítica, supongo que puede traerme dos consecuencias, primera: que no me aguante ni mi tía en esto de la caza, o segunda: que no me aguanta ni dios. No se, dicen que la vida te muestra el camino, así que lo seguiremos, a ver que pasa.

La cosa que entre tanto devaneo psicológico con el tema, pasó la semana, calentando el Whatsapp para conseguir un buen número de punteros y otro de resakadores. El monte y las ocasión lo merecía. Teníamos que cazar, Mendibelze, una chulada de carasola rodeado de cantos de peña desgraciademente abiertos por todos los lados.

El día estaba terrible de bueno y sin dilaciones sorteo y para allí, a mi me tocó soltar en la parte de arriba, por lo que me fui más solo que la una hacia allí. Saque dos cachorros de Nievernais, su madre, dos grifornes y una perra la tuve que dejar en el carro por estar empezando el celo. Los podencos con griffon los guardé para el Domingo o para el segundo resake, ya que se quiere intentar hacer dos equipos para sacar más rendimiento a ambos, y no desperdiciar las virtudes de cada uno de ellos, ( esto dirían en las revistas). En resumidas cuentas, como unos se van hasta donde aquel perdió las sandalias, y los otros un poco menos, echo de menos algunos días perros más cortos, y luego cuando son demasiado cortos echo de menos los largos, como os decía, DEVANEOS PSICOLÓGICOS…

Empezó el resake animado de verdad cuando Iñaki movió debajo, y los perros se cruzaron toda la ladera y le salieron a Bixent empezando su fin de semana roskero fallando a huevo un buen bicho….
 Xalba informa de que le han salido perros con un zorro, y empezamos a temernos el fracaso, Enseguida se oye un tiro y el Azkuano dice que ha tumbado uno, pero como el mozé no quiere gastar ni en balas, por no gastar no lo remata, y se le va cara al Topo que le tira a no rematar…!que plan!, el gran Josemari, tiene el placer de rematarlo cuando sus perros lo trincan y lo rematan. Mientras yo mantengo a Ruso y Lobita atados, ya que de poco sirve echar mucho perro junto para que todos vayan en la misma carrera.
El monte está malo de narices para andar, ya que esta todo harto de agua y en la parte de arriba hay nieve también. Tiempo de griffones. El Natas de  Julen tira a otro y lo mata en el Paso de Abajo de Malitro, el mismo que previamente falló Bixent y al que Mitxel también le tiró un tiro lejano lejano de verdad. La cosa se iba poniendo más interesante cuando los perros que he echado arriba llevan un buen rato cazando y en el rastro veo que llevan un jabalí, alertas todos disfrutamos del vueltón que le tiran, lo veo, y corro hacia arriba, pero es más rápido que yo lógicamente y cuando se esconde le tiro un tiro, dejo pasar los perros que lo siguen, se pasea por delante de las punterías, y se va hacia atrás, aunque hacia arriba eligiendo la puntería de Ramón para pasar, cuando tenía unas catorce libres debajo, crasso error, ahí acabó su paseo y su vida, dandonos una gran alegría. Contentos y rapidamente pese a ser ya las dos y media cuando soltamos en Urrua se nota que hay ganas, y fuerza también porque enseguida d empezar Jai mueve arriba del todo, y Bixent, pobre Bixent, falla a dos jabalíes estrepitosamente, dejando en el calendario su día marcado, pobre hombre, con lo que lo siente. Dice que lo siente más por las palizas de los resakadores que por él.

Al rato se levanto algún corzo y uno cae y el otro se escapa, pero vuelven a los perros y sin llegar a mí ya están cazando otra vez, Jabi mata uno que iba sin perros, y al rato otro que si que los llevaba, con lo que redondea un buen día de caza. Corriendo me tuve que ir a una reunión, a la que llegué sofocado y milagrosamente con sólo un perro en el monte, que bajó hasta casa demostrando porque es viejo y listo.

img-20160123-wa0009.jpg

Ramón y Ernesto tuvieron que sudar un poco. Lobita les mira

img-20160123-wa0008.jpg

Los dos de Jabi

img-20160123-wa0006.jpg

El aita y Jabi con su jabalí. Morriña pasa el hombre. El futuro de Olagaina a la izquierda con el presente y los que ya no pueden acompañarlos

img-20160123-wa0004.jpg

No me lo creo ni yo

El Domingo pese a pasar una mala noche con las tripas, esa fuerza que nos empuja y maneja esta afición enfermedad me impidió quedarme en casa, por ello, brinqué de la cama y ahí estábamos a las siete y media, un resake me esperaba, el segundo me tocaba que me resakiasen a mi, niño.
Viendo que sólamente estábamos cuatro resakadores decidimos dar Nemesio y luego Aldapa, ya que es lo más recogido que teníamos para poder no sembrar demasiado perro y tener perros para multiplicar las probabilidades de cazar.
Enseguida de empezar Mikel y Ramón levantan y se pasan cara a la pista de Ibiltzieta, allí están esperándole en Errekabaster, pero el jabalí zorro y astuto se vuelve de lo que sería su muerte, y se cruza el resake hacia atrás viéndolo Raúl y no pudiendo tirarle. Adiós muy buenas. Una pena, seguimos y Peli dice que un jabalí se ha vuelto de la pista cuando le iba a tirar porque Albienta, Comando Sintrón, llegaba con su coche y no ha podido tirarle, dice que Zar le sigue, pero yo se que estos podenco-griffon ya no los ladrará múcho, por ello se piede y se cuela por alguna de las demasiadas punterías libres. Jabí si que pudo abatir un corzo, pese a todo almorzamos placidamente, y se fueron a buscar más cutos a Aldapa, mientras yo intentaba recoger el ganado perdido, y encomendarme al otro deber.
En Aldapa la cosa salió bonita, levantaron un buen barrako, pero Rafa, no lo pudo agarrar, rozandole algo, pero no pudiendo cogerlo. Una pena, porque como sabemos todos estos jabalíes así saben doble buenos. Pese a todo un buen sabor de boca en un muy buen fin de semana de caza, donde queda claro, por lo menos a mi que no hacen falta cien jabalíes para disfrutar, por que ¿ Que es mejor veinte jabalís en un día o diez días de dos jabalíes?
….Otro momento les hablaré de Colonias y gilipollas que se denominan cazadores, es un tema real aunque parezca de película… No merece la pena, pero si así a alguno se le cae la cara de verguenza, mejor, para  otro ratico.