24 y 25 de Septiembre

Narzilaso cuenta ….

“A las 7 en el garito,reunión de figuras con muchas ganas de monte,endulzados por txandríos,bizcocho y moscatel traído por Rafa en honor a su cumple…..Recuento de punteros y resakadores,preparadas 18 fichas y el resake a atacar hoy será Semberoiz.

Hacia alli nos dirigimos,unos arriba por la pista hasta la Erkida,otros tres debajo de la peña y un par para coger demasiados metros en el río.Comienza el combate no demasiado bien,pues enseguida se marcha una perrada hacia atrás,cara a nuestros vecinos….Pero los perreros siguen a lo suyo,que es remover caza…un saltarín acaba en el puesto de Patxi….los perros dando vueltas…un zorro saluda a un puntero….otro corcete se equivoca y sale a mi puesto…un jabalí se cuela por debajo la peña en un descuido del abuelo(lo de éste hombre es puro mérito,todo queda perdonado),y parece que ya se ha removido todo lo que había que remover.

Se oye por la radio que vuelven los primeros perros y empiezo a sentir el resón,que poco a poco se va intensificando…alerta,muy alerta,empiezo a oir el bicho a la carrera,por el río,ya está aquí…y cuando creo que va a saltar al camino,nada sale,sigue rio abajo haciéndome la burla,y luego a Txarles,y no digo nada a los tres de la peña.Increíble lo que hace un animal para evitar el peligro,de no verlo no se puede creer.Estos jabalíes experimentados son los que reavivan el verdadero espíritu de la caza.Olé sus kojones.

Almuerzo bastante rápido y nuevo ataque,ésta vez de Carlosena cara a kalderero….Mikel yendo al resake mueve bichos antes de empezar,agua de borrajas.Con todo preparado,comienza el resake. Los peros de Igor pegan una arrancada espectacular, se une alguno de Pale y tras 5 minutos de persecución y música celestial…..zambombazo…Patxi inaugura su cuenta jabalinera y gasta su segunda bala del día. Cuando ya pensamos en abandonar por el calor que aprieta vuelve el jaleo. Pale,Igor,Mikel y Alberto empiezan a enloquecer con el movimiento. SE mueve una manada y los txikitos dan mucho juego,seguramente demasiado,a los perros,que sacan fuerzas de donde no tienen,el calor agobia y el agua escasea.

Se oyen varios tiros en la punteria,y creo que el pinganillo me falla…no he oido bien,,me había parecido oir al aezkoano que había tumbado dos(luego resultó ser cierto,sí señor)Alguna que otra hutsa hubo,simples anécdotas,el que las hizo ya habría pasado lo suyo,no hace falta cizañar.

Muchos detalles me perdí,es lo que tiene pasar la mañana en la Pista de Larraitze ,mientras el verdadero jaleo se vive en las alturas.Por ello igual ésta crónica esta un pelín incompleta,pero uno hace lo que puede.

Otro buen día de caza en buena compañía.

img-20160924-wa0015.jpg

PD:se han ido abatiendo kutos por varios punteros,bastante repartido,y eso es bueno,muy bueno…que siga así para que disfrutemos todos.”

 

Si que sería día raro, el Azkuano tumbandolos de dos en dos, madreeeeeeeeeeeeeeeeee!!!, lo que hay que ver, se comenta que los jabaliés venían de Gaupasa de Iruña, de fiestas txikitas. Será así, sino…

Y el Domingo, yo si que pude ir, ya que el Sábado la bici tenía cita conmigo o yo con ella. La cosa es que nos juntamos trece punteros y cuatro resakadores, Gran Cirilo, Alberto Mikel y el Mendas Lerendas, y con rapidez para las 7:15 salíamos zumbando con el sorteo hecho, y el gaznate lleno de rosquillas, de la Monse, la mujer de Rafa, joder que buenas que estaban, a ver si cumple otra vez el mes que viene. !que detalles más bonitos!, pero por regla de tres casi todas las semanas debería de haber un cumpleaños, pero no será así porque las pastas escasean.

Y con lo bueno de la mañana soltamos los perros debajo la borde de Juangorri, y pronto arrancan hacia adelante cazurriando, a rastro y al llegar a medio resaque alguno ladra y se callan, como si alguno perdiese el rastro, nos extraña pero a la vez Alberto mueve debajo y ve un par de jabalíes, con mala suerte ya que uno se va hacia atrás y el otro se va hacia abajo, allí donde no había nadie.

En donde calló el perro, oigo un perro parado y tras asegurarme por no parecer presuntuoso ni demasiado bocazas, animo a Mikel, a que se acerque por el camino ya que estaba muy lejos, al acercarse con un cachorrete dice que hay jabalíes pero que no salen, y al final alguno arranca, pero no llega a la puntería, o se pasa por debajo, voy hacia ellos y al llegar se levantan dos, uno lo veo, que va en el morro de Pepo que al final lo coge, y Mikel tiene que rematar rusticamente o arcaicamente. Ramón tira a uno que parece ser escalador ya que en su huida trepa por un imposible, y tras el tiro cae volviendo al resake para posteriormente creemos salirle a Rafa, que tras haber fallado uno lo abate.

El de Rafa, tras colarsele le sale a Morea, que no tenía su día. Rondando los 80, olvidó su escopeta en casa, y se quedó con mi vieja y torcida superpuesta, y al salirle el jabalí, sólo se apañó a tirarle un tiro, y la cosa que se volvió a escapar. Morea juró venganza, y no dudamos que el Sábado a las siete ahí volverá a estar.

Pese a que seguimos con muchísimas ganas buscando no encontramos ningún otro jabalí. Con esto nos quedamos hasta el próximo fin de semana.

Esto marcha, poco a poco, los amigos van cogiendo forma, y los punteros parece que también, hasta los paketes matan ahora, no se en que va a acabar esto. Veremos.

 

 

 

18 y 19 de Septiembre de 2016

Sábado, con terribles ilusiones y esperanzas salto de la cama feliz, en mente el resake que íbamos a dar, a simple vista bastante limpio, pero engaña, corros de helechos y viveros pequeños encierran en este tiempo un lugar perfecto de encame, y además considero este resake de los que hay que hacer, para vaciarlos, y que la caza se desplaze hacia otros sitios a priori más bonitos o fáciles de cazar, la primera sorpresa llega el ver el número de cazadores que estamos, 27, cifra mas que respetable para este tiempo y contra el llamamiento en Ibil a auzolan, a muchos nos puede la caza, en otro tiempo no dudaríamos en hacer lo que hiciese falta.

El resake se comienza bajo un chaparrón bastante elegante, pero no nos amilanamos y tiramos hacia adelante, enseguida Torrea avisa de que ha matado uno, y que dos pequeños se habían vuelto hacia donde venían, fuera de resake. Igor, en posición adelantada para no soltar muchos perros juntos avisa de que ha levantado, y ya se oyen ladridos por todo, Román tira a dos, cree el que se arrancan hacia la puntería infalible de Julen El Natas, dentro de poco , el más Natas del Universo, Julen no falla en las distancias cortas, ni en esto ni en otras lides, y de cuatro que ve coge dos. El resto se escapa, una pena.

Yo mientras intento buscar debajo de las hojas algún jabalí y me desespero, ya que no encuentro nada, o mejor dicho los perros no encuentran nada en una zona bajera sin apenas vegetación

Pero como esto es un trabajo de grupo, escucho como Iñaki y sus podenquetes encuentran algún jabalí, que levantan y el paquete de Imanol no coje, cumpliendo los puntos para denominar el hecho como una gran utza. Los jabalíes escaparon como muchas veces, por donde no había nadie, pero bueno esto forma parte de la caza, claro.

Se terminó de mirar el resake sin poder ver ningún bicho más, ya que se levantó algun bicho pero escapó, y no  se pudo ver que era. Iñaki M, también vió una cierva paciendo mientras estaba en el punto, demostrando que los resakeadores de arriba lo hacen a lo “kuzku”, ya que no se debió ni de inmutar el pobre bicho.

Después se miró el plantao de Asuskia, y se abatió el primer corzo de la temporada, un bonito corzo que El Topo no dejó pasar. A la mañana salió otro pero le hizo la de Lázaro a Enrike, “Lázaro, levantate y anda”, y se levantó y anduvo.

img-20160917-wa0009.jpg

Capitán Pescanova

eimg-20160917-wa0007.jpg

El Domingo me esperaba un pequeño marrón, que me cayó sin quererlo allá por Junio, grabación del programa Gailurra en Ori, curioso, largo y accidentado, entre la niebla perdimos un drone, si alguien lo encuentra, que avise, mientras se cazó en Olagaña, y como no podía ser de otra manera me pasa la crónica, el plumilla de la cuadrilla, Narzilaso. Yo resumiría el día, en la mirada de Alberto tras levantar varios cutos con su variopinta jauría y las posteriores utzas, daría miedo verlo… kopetiiiiinnnn, aquí va la crónica:

” Garito 7:00 A.M…Como viene siendo habitual un domingo,nos juntamos ocho pelaus….un resakador y siete punteros.Decidimos atacar la zona de borda Aldabe…Bastante terreno a batir que se convierte en inmenso para un solo perrero,pero de ganas andamos sobrados…Una puntería con demasiados huecos espera rematar la faena….Mucha hoja,mucho viento…mal para ver y mal para oir.Y a la larga eso se paga.Nada más soltar, un par de perros empiezan a cazar y vienen hacia nosotros,pero se cuelan entre dos punteros por donde más sucio estaba…Otro perro se oye cazar,y unos tiros resuenan en el barranco…A Peli se le cuela una jabalina y consigue tirar a dos txikitos entre las zarzas,que vuelven al resake con bastante salud.Alberto vuelve a mover debajo del arrastre y el kuto se va hacia atrás,cara a Labari,pero allí no hay nadie que le pueda cortar el paso.Cuando Peli va a mirar donde había tirado,ve uno grande que cruza el arrastre,le tira y cree que le ha pegado.Al final todo queda en agua de borrajas.Recoger bártulos y a Aldabe a almorzar.

Ramón nota que tiene la bisagra bastante durilla,y está bastante dolorido,así que decide bajar al médico y lo lleva Peli a casa.Así queda mermada la puntería para el siguiente resake.

Alberto está empeñado en resakar el trozo entre borda de Aldabe y pista de Arana,y nos colocamos,uno en la alcantarilla,otro en el alambre,y tres en la pista de Arana…..Resake muy corto,suelta Alberto y enseguida llega casi hasta la pista sin pena ni gloria….pero algo le dice que debe volver sobre sus pasos e intentarlo de nuevo,pues le parece que hay un trozo mal mirado….Y ahí salta el barrako seguido de un jaleo de perros y gritos de Al….hacia arriba sin salir,se ladea(pienso que me sale),de repente hacia abajo,rozando otra puntería y al final salta a la alcantarilla,donde Bittor le suelta dos tiros con nulo resultado.Cinco minutos espectaculares,el corazón a mil…el jaleo de los perros música pura…Una verdadera pena no haberlo matado,se lo merecían el resakador y los perros.

Si vas a cazar con el solo interés de disparar,pues ni fú ni fá,pero si aprendes a disfrutar de los detalles,una auténtica gozada.Hasta la próxima…a ver si le ponen a Ramón bien de 3 en 1 en la bisagra y que se recupere pronto.Otro buen día de caza en buena compañía”

Por Narzilaso

Moiorro mayor del Reino de Don Lope de Espartza.

 

Volvemos con la música y con el blog

Ya ha pasado la primavera y el verano, mucho ha tocado hacer, limpiar punterías, sendas, pistas, reuniones de renovación de coto, whastapps, y ninguno hemos desconectado, sabiendo que teníamos delante diez años de coto si lo renovávamos. Al final, no ha sido tan complicado, y creo que el modelo de gestión y caza social que llevamos unos añitos practicando ha tenido su efecto en quien hubiera de renovarnos.

Con ello, colacación de tabletas, pintado de garito y mas cosillas que fueron surgiendo y realizando los más habituales. Al final, y tras una semana de retraso llegaron los papeles y permisos del coto, y con ello la cita era el Sábado a las seis y media. Gracias a los seis litros que echó una tormenta el Sábado, el monte se presentaba un poco más fresco que en días anteriores, ya que la sequía empieza a preocupar. Esta semana parece que viene agua, esperemos que no se cumpla el refrán “Septiembre o seca la fuente o se lleva el puente”, de cara la miércoles vienen buenas trombas.

Vuelta a la rutina de cargar collares, preparar todo etc, me doy cuenta que me sigue haciendo igual o más ilusión que cuando tenía diez años. Eso es bueno creo.

A las seis y media me presento en el sitio esta vez con sólo cinco perros, mejor evitar riesgos por ahora con ovejas, calores etc que la temporada es larga y los perros cuestan muchos años hacerlos. Ahí nos juntamos diez punterachos y tres resakeadores, uno farandulero, otro con cara de grillado y sangra inyectada en los ojos y el mendas, siendo yo el más cuerdo de los tres.

El sitio estaba claro, nos vamos para arriba, de noches aún, buscando el fresco y el helecho de la sierra, ahí sabemos que están nuestros amigos. Los punteros se disponen rápido y tras ver el patatar que está bastante andado pese al eléctrico, sabemos que habrá jaleo.

Nada más soltar Narzilaso, avisa que ha fallado uno en el manzanar, todavía un poco espeso yo, pienso que en que manzanar, ya que no hay ninguno, luego recuerdo que el pasado año dijo lo mismo en Beotegía, engañandonos porque si que lo había matado, cosa rara en este gran moiorro, capitán general de ellos.

Rafa, tira y coje otro, y para entonces ya hay perros que van hacia adelante, y el jaleo está servido, Román se hace con otro que el Billy ha de rematar, David se hace con un cuarto de jabalí. Mientras apenas avanzamos por los helechares, y se empiezan a salir los perros del resake, por varios sitios, ya que cazar un resake de 38 punterías con sólo diez es complicado.

Disfrutamos de una par de lances de levante bonitos, entre Alberto y yo, ya que en estos corros tan sucios, sino se levantan con los perros, resulta imposible moverlos, al final sin perros, uno parado me pasa a un metro, pero ni puedo verlo ni mandarlo hacia la puntería.

Al final, contentos como siempre, sacamos los jabalís, y buscamos los perros, los encontramos relativamente bien y rápido, y tras apañar los bichos, metiendo afición al hijo ya desde pequeño, nos despedimos hasta el Sábado siguiente ya que hoy no había quorum suficiente.

Seguiremos con este blog, sacando tiempo de donde sea, aunque quizás no puedan ser tan puntuales las crónicas como otros años, por delante una temporada que promete , con pasto de haya por castigo y eso ya es mucho decir en Olagaña, llegarán buenos días de caza, con el otoño e invierno aún llegarán las grande mañanas de hielo y grifones. Llegarán y pasarán, y espero no perdermelas.img-20160910-wa0000.jpg img-20160910-wa0002.jpg

Penúltimo fin de semana de caza

Toda la semana dando vueltas con los dichosos jabalíes, y poco tiempo para rastrear, tampoco estuvo muy bueno debido a las ligeras nieves. El Jueves me avisaron para la tercera batida del año en tierras Altoaragonesas, y me costó arrancar porque sabía que el Sábado se cazaría el monte que da nombre a la cuadrilla y a este blog. Monte que me encanta por pasar grandes ratos a sus faldas haciendo leña, huerteando o buscando a las dichosas yeguas.  Me daba pena perderme ese día, pero el compromiso es el compromiso, ir a cazar con todo hecho de vez en cuando me da tiempo para desconectar y disfrutar de otra manera. Una inoportuna reunión de ayuntamiento el Sábado a las siete y media me cortó con el número de perros, así que eche cinco y para abajo. Café y bollo y cuatro risas y al sorteo, arrancaron y nosotros a la rutina, fuimos a la ya mítica pajera y allí almorzamos los perreros y preparamos todo. Como viejo conocedor del resake, me mandaron a la misma zona de siempre, así que contentos montamos el cuñado y yo los cinco perros de cada uno en el carro y para allí.

Son batidas que cuesta colocar y a eso de las once, soltábamos, y fueron seis horas  de resake sin parar, hacia arriba, moviendo jabalíes, jurando, soltándole a uno dos tiros de rabia cuando se iba hacia atrás, moviendo mucho bicho, y disfrutando de un buen ambiente de amistad en un día espectacular, fresco y sano para cazar. Mucho tiro, mucho fallo y tambien mucho acierto. Contento porque Sergio, mi otros cuñado en la batida, volvió a encontrarse con el camino de la puntería y pilló uno, al igual que Oskar, el zokete de Ituren, que también tumbó uno, Raul se hizo con dos, y el zokete de mi primo, jefillo por estas tierras se comió dos, que le hizo estar bien tranquilo, agachó las patillas para toda la tarde.

TRas apañar los bichos y sin comida- merienda en la hoguera con mejores vistas del mundo, nos tuvimos que ir pitando ya que los perros daban a seis kilómetros en una pista, buena oportunidad de cogerlos. Así nos despedimos de estos compis hasta el año que viene si todo va bien, ya con ganas. Buen día y buenísima batida. Un placer que cuenten con un servidor.

Mientras en Olagaña, el día fué bueno aunque la suerte no acompañó, en un día con un montón de Txarles fallando por ahí, en Aranzudoia un invitado mató uno, y falló otro, (no me atrevo a decirle zokete, porque no se si es muy grande). Y varios suidos se escaparon sin tirar, al parecer no querían ir hacia adelante. De segundo, sin miedo, como debe ser, Betatugaina, en corto, que es bien largo, ya que el largo es muy largo, aunque forma demoledora de cazarlo, que afila todos los sentidos cinegéticos.

El Domingo también pude escaparme, y he de volver a decir, que no se porque es, pero cada día voy más feliz a cazar, me levanté y tras hacer algun deber por casa me fuí a por los perros más feliz que una perdiz. Nos juntamos sólo diez punterías y cinco resakadores, pero las ganas salían por todos los lados, sorteo y rapidamente ya estábamos para la sierra.

Subiendo por la pista nueva, en coche,  recordaba, como una vez subí con mi aita desde la ermita hasta Brácola,andando,  con el Klai y el Ori atados andando, por unos montes desconocidos para mi, allí pase por primera vez por la Borda Torrea, Paskual etc, y creo que me enamoré de Brákola, divisorio perfecto de estas tierras, entramos resakando por debajo de la peña, calculo que hará unos 25 años, y a día de hoy con el que iba cada día que salgo a cazar puede llegar a llamarme cinco veces. Por supuesto la última para que le cuente con pelos y señales. Creo que esta pedrada me la ajusta todavía más la genética. Eran días de otro tipo de caza, pero creo que la ilusión por matar un jabalí bien matado sigue siendo la misma, a la vista de las caras de felicidad de ayer.

En el primer resake, se movieron varios jabalíes, y Txarles, PIM PAM PUM , tiró a dos fallando ambos. Los perros cazaron muchísimo, y bien, pero no es fácil cazar estos montes con diez punteros. Se movieron, se les tiró y se cambiaron de sitio, como decía alguno. Le segundo resake lo dimos en el carasol de Juangorri, y ahí hubo un cincuenta por ciento más de suerte. Cuatro a resakar y diez al punto, yo solté un poco mas adelantado, en Ataiu, y los jabalíes estaban un poco más atrás, allí para el minuto cero Raul y Mikel movieron uno que Xalba mató en la ezpuendas de Arana, alegría y grande.

Enseguida movió Ramón otro, y tras dar alguna vuelta se fue a las saleras haciendonos la burla, justo al almorzar decían que por uno de los dos pasos no pasaban ya nunca. Esta mañana pasó un buen barrako, Patxi le tiró un tiro, pero no hubo suerte. Con calor, demasiado para Febrero se fueron para casa, y yo a buscar el ganado. Mientras charlé con uno de los vecinos un buen rato, sobre vecinos, caza etc, fué una conversación muy esclarecedora, estuve agusto.

Agusto también estaban Duke y Beltza tumbados encima de una peña, y cuando quisieron, salieron para abajo. Faltaba Txato, que lo recogí en Vidangoz, rajado en la pata, y con un buen batán, tumbado y endolorido estaba. Txato es el que está(ba) en venta, que ahora mismo me da pena, y creo que aunque me haga jurar en hebreo, porque no me da lo que esperaba de él, se quedará en casa, valiente y cazador, ¿que es lo que quiero?, ¿que es lo que queremos de los perros de caza?..

Esto desgraciadamente se acaba señores y señoras…

 

 

A esperar

Casi esta la entrada de esta semana queridos lectores, pero el master anda muy liado y las meigas me tienen que inspirar para contar lo que se siente tras disfrutar de un gran Domingo de caza.

13 y 14 de Febrero

Sin duda alguna y pese a que llovía lo que llovía, ninguno de nosotros perdió la ilusión por cazar el Sábado, aunque los espanta segurolas del tiempo aseguraban que el día iba a ser catastrófico e incluso podría nevar…!fíjese usted que cosa mas rara en Febrero y por estas tierras!.., desconozco si activaron la decimonovena alarma naranja del mes.

La cosa que pese a que calló lo que no estaba escrito, a las seis y media me levanté, y estaba raso, !sorpresa!, pero para mi el día de caza ya estaba terminado sin empezar debido a los viruses que afectaron a la familia, así que de niñero y al Whatsapp a esperar noticias, !que coñazo de tío dirán!, pero bueno, que me acepten así y sino que les den ¿no?, todos tenemos que aguantar mucho ¿verdad?.

Decidieron ir a Semberoiz en busca de los jabalíes que andan por la sierra y ya que seguramente, en previsión de nieve ya no se pueda cazar más allí arriba, y la sorpresa fue que al llegar al campo allí pastaban placidamente tres ciervetes, y los primeros que llegaron se apañaron para echarles dos tiros, bueno se apaño el Bili, porque Sergio entre amunicionar y tal, con una rapidez precaria no se apañó a tirarles. Un ciervete fué tocado y entró al resake que iban a dar, y poco después los perros lo marcaron y Paletilla en tres o cuatro tiempos ya lo remató. Bueno, por lo menos se cobró.

Se movieron un par de jabalíes y se colaron por un punto donde nadie había, en un claro fallo ya que ese se debía de haber cubierto según acordaron, reflexión, aunque habiendo treinta puntos vacíos, quien se fué al de al lado lo hizo pensando sería mejor, tampoco se acaba el mundo.

La historia que entre sacar el bichejo y un funeral al que iban a acudir bastantes, no se dió un segundo resake.

wp-1455368076576.jpeg wp-1455571934094.jpeg

wp-1455571965184.jpeg

Tocó tirar de soga

wp-1455368062414.jpeg wp-1455571909812.jpeg

El Domingo más de lo mismo, Sábado de diluvio y ventana para la mañana, así que como la enfermedad también había mejorado en casa, brinco de la cama, y con más ilusión que un tonto me cargo siete perricos, aún sabiendo que tengo comida familiar.

Vamos al carasol de Juan, ya que ví el Sábado por la tarde mientras rastreaba lo irrastreable debido al diluvio unos rastro frescos, y convencido estaba de que seguirían en ese carasol, a la vista de los rastros de la otra semana.

wp-1455571983663.jpeg

rastreando el Sábado bajo el diluvio

wp-1455572011051.jpeg

Dos resakadores para doce punteros está claro que es poco, así que primero suelto cuatro y luego otros tres perros, Salen con los de Txatarras con un corzo, y tras mirar todo el carasol con los otros tres, bien mirado, levantan otro corzo desesperados por correr, Morea lo falla, tal y como hizo Pakete con el otro. Terminar y arrancar a llover fue todo uno, así que para casa nos marchamos.

Estos días así, poco más se puede hacer, las boiras agarradas a morir en los montes y agua a tutiplén, no son días de lucirse los perros, son días de trabajo y miseria, llegarán días mejores, y sino, ! que nos quiten lo bailao !. Ahora nieva, pero no parece ser mucho, aunque aquí cuando no avisa el asustasegurolas, cae unos paquetes buenos.

Mientras ya sólo nos quedan dos fines de semana de caza, y cambiaremos las armas por las motosierras, con varios resakes a preparar y mugas a aclarar. La cosa no parar, ya huele a txula, a serrín y a gasolina, buena mezcla, parte de la caza también.

Encuentros Club de Caza

Tal y como comente en su dia, alli en la otonada, estos encuentros a los que asisti por primera vez este ano son una muy buena forma de conocer nuevos montes, perros, cazadores y sabores.
La verdad es que me quedo un muy buen sabor de boca y pese a las invitaciones de volver a cazar
alguna otra vez este ano con el nucleo duro de estos encuentros, no ha podido ser, pero sin duda en mi mente esta el volver y a poder ser, con mis amigos de cuatro patas, si vienen de dos mejor.
Para los que sois un poco buitres como el que escribe, el buen guiso y caldo de Baco  esta garantizado, porque ir a pasar hambre o sed no mola.
Aqui os dejo el video de este ano, made in Felix. Pedazo artista.

https://youtu.be/0srZYHHQonM

 

Pasar un rato viendolo. A ver si alguno se anima otro año, merece la pena.